Jerarquia normativa constitucion española

Constitución española de 1931

Los recientes desarrollos de las relaciones internacionales y del derecho internacional en tiempos de globalización han tenido un profundo impacto en la forma y el fondo del derecho constitucional nacional, y en el concepto y la teoría de la propia constitución (Tushnet, 142-64; Peters 2007; Auby, 236-40).

La evolución reciente de las relaciones internacionales y del derecho internacional en tiempos de globalización ha tenido un profundo impacto en la forma y el fondo del derecho constitucional interno, y en el concepto y la teoría de la propia constitución (Tushnet, 142-64; Peters 2007; Auby, 236-40).

Las constituciones han definido tradicionalmente las competencias de los órganos del Estado en materia de asuntos exteriores, especialmente en lo que respecta a la celebración de tratados internacionales. Además, las constituciones modernas suelen establecer la fuerza vinculante del derecho internacional en el ámbito interno, reconocen a veces la primacía del derecho internacional sobre el derecho interno, hacen referencia a las organizaciones inter nacionales, especialmente a las Naciones Unidas, o regulan la adhesión del Estado a las organizaciones internacionales. En las constituciones de los Estados miembros de la UE se prevé la transferencia de competencias soberanas a la UE o la puesta en común de la soberanía dentro de la UE (Grewe). Se han introducido cláusulas relativas a la Corte Penal Internacional (CPI), sobre su jurisdicción o la entrega de personas a la Corte. Con frecuencia, las cláusulas constitucionales especiales consagran los derechos humanos internacionales, les dan prioridad sobre el derecho interno o garantizan el acceso a los mecanismos de control internacional.

Orden de constitución de gibraltar de 1969

La Ley de España es la legislación vigente en el Reino de España, entendiendo por tal el territorio español, las aguas españolas, los consulados y embajadas y los buques de pabellón español en aguas internacionales. También es aplicable a las fuerzas armadas españolas en todo el mundo. La legislación española surge del pueblo español a través de las instituciones elegidas democráticamente. Igualmente, parte de la legislación procede de las instituciones supranacionales de la Unión Europea, que también gozan de legitimidad democrática.

El derecho español sigue el sistema continental, lo que significa que se apoya principalmente en la ley en sentido amplio (leyes y reglamentos) y en menor medida en las decisiones judiciales y los usos. Asimismo, es un derecho complejo, en el que coexisten diversas legislaciones autonómicas con la nacional.

La ley suprema española es la Constitución Española de 1978, que regula el funcionamiento de los organismos públicos y los derechos fundamentales de los españoles, así como la organización y competencias de las distintas comunidades autónomas. La Constitución, además de ser directamente aplicable por el poder judicial, goza de una supremacía material que determina el resto de las leyes en España.

Texto de la constitución española de 1978

La Ley de España es la legislación vigente en el Reino de España, entendiendo por tal el territorio español, las aguas españolas, los consulados y embajadas y los buques de pabellón español en aguas internacionales. También es aplicable a las fuerzas armadas españolas en todo el mundo. La legislación española surge del pueblo español a través de las instituciones elegidas democráticamente. Igualmente, parte de la legislación procede de las instituciones supranacionales de la Unión Europea, que también gozan de legitimidad democrática.

El derecho español sigue el sistema continental, lo que significa que se apoya principalmente en la ley en sentido amplio (leyes y reglamentos) y en menor medida en las decisiones judiciales y los usos. Asimismo, es un derecho complejo, en el que coexisten diversas legislaciones autonómicas con la nacional.

La ley suprema española es la Constitución Española de 1978, que regula el funcionamiento de los organismos públicos y los derechos fundamentales de los españoles, así como la organización y competencias de las distintas comunidades autónomas. La Constitución, además de ser directamente aplicable por el poder judicial, goza de una supremacía material que determina el resto de las leyes en España.

Cómo citar la constitución española

La Ley de España es la legislación vigente en el Reino de España, entendiendo por tal el territorio español, las aguas españolas, los consulados y embajadas y los buques de pabellón español en aguas internacionales. También es aplicable a las fuerzas armadas españolas en todo el mundo. La legislación española surge del pueblo español a través de las instituciones elegidas democráticamente. Igualmente, parte de la legislación procede de las instituciones supranacionales de la Unión Europea, que también gozan de legitimidad democrática.

El derecho español sigue el sistema continental, lo que significa que se apoya principalmente en la ley en sentido amplio (leyes y reglamentos) y en menor medida en las decisiones judiciales y los usos. Asimismo, es un derecho complejo, en el que coexisten diversas legislaciones autonómicas con la nacional.

La ley suprema española es la Constitución Española de 1978, que regula el funcionamiento de los organismos públicos y los derechos fundamentales de los españoles, así como la organización y competencias de las distintas comunidades autónomas. La Constitución, además de ser directamente aplicable por el poder judicial, goza de una supremacía material que determina el resto de las leyes en España.